Saltar al contenido

1 de mayo: Tiempo de Renta Básica de las Iguales

La Plataforma Andaluza por la Renta Básica de las Iguales lanza, junto con Zambra Málaga (que forma parte de la Coordinación Internacional de luchas contra el paro, el empobrecimiento y la exclusión social Baladre) la campaña Tiempo de Renta Básica de las Iguales para reivindicar, el próximo 1 de mayo, Día Internacional de las Personas Trabajadoras, un reparto de la riqueza que permita transitar a un modelo social que ponga “la vida en el centro”.

Imagen de la campaña por la Renta Básica.

Según la definición que ofrece Baladre, “la Renta Básica (RB) es el derecho que tiene cada ciudadano a recibir unos ingresos periódicos, que aseguren la cobertura de sus necesidades materiales independientemente de cual sea su situación dentro de la esfera productiva. Se justifica por el mero hecho de nacer el que cada una de las personas tenga reconocido el derecho ciudadano a la RB. Antes de pasar por el mercado de trabajo en busca de empleo asalariado, el ciudadano habría de disponer de una renta de existencia que le permita decidir sobre su vida, por que caminos y conque medios ha de buscar unos ingresos por su actividad, el salario correspondiente a la venta de la fuerza de trabajo. Esta es la cuestión de fondo. Que las personas que deseen ejercitar el derecho al trabajo asalariado puedan practicarlo, pero, para ello, se ha de eliminar todo elemento que introduzca exigencia, obligatoriedad, es decir, que suponga una imposición. Y la condición para conseguir esta situación de poder decidir como persona consiste en el reconocimiento del derecho ciudadano a la renta básica, hecho por el cual se reduce tal dependencia, tal obligación, tal imposición de la patronal. Además se impide que la cobertura de dos contingencias tan seguras, como son el quedarse sin trabajo (subsidio de paro) y el llegar a viejo (pensiones), no dependan del paso por el mercado asalariado, no dependan del poder del empresario”.

A esta definición se adhieren una serie de características que hacen de la renta básica, “más que una declaración de principios, un instrumento de acción política y social“:

  • Ha de ser individual, no familiar.
  • Universal; no contributiva y para todos.
  • Incondicional: independiente del nivel de ingresos y del mercado de trabajo.
  • Cuantía igual o superior al umbral de la pobreza, e idéntica para todas las personas.
  • Una parte se recibe en mano; la otra en bienes de uso colectivo.

Tras años llevando a escena el debate sobre la emergencia social que deriva de la desigualdad y la precariedad laboral, ambos colectivos invitan a la población a relanzar ahora –cuando el debate sobre su viabilidad/conveniencia, y sobre la forma de desarrollo, vuelve a la palestra– la disputa por esta forma de redistribución de la renta como camino hacia la construcción de un nuevo sistema de protección social.

Entre otras formas, desde los balcones y ventanas con pancartas reivindicativas, con lemas como “Justicia Social. Renta básica de las iguales ya“.

Por Miguel Ángel Laguna.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: